lunes, 21 de septiembre de 2015

Templo Kukulkán (El Castillo)

Los Aztecas se caracterizaban por realizar construcciones en piedra con forma de pirámides truncadas, las mismas llegaban a los 30 metros de altura, en la cima se encuentran los altares y lugares de ceremonias a los cuales se llegaba por medio de escalinatas.

video

Una de las principales construcciones de la civilización Azteca fue Kukulkán, ubicado en la ciudad prehispánica Chichén Itzá de la península de Yucatán.



Su diseño tiene una forma geométrica piramidal, cuenta con nueve niveles o basamentos, cuatro fachadas principales cada una con una escalinata central, y una plataforma superior rematada por un templete, llegando a una altura de 30 m y tiene base de 55,3m.

Imagen: Kukulkán, tomada de: wikipedia

Este templo rinde culto al dios maya Kukulkán (en idioma maya: Serpiente Emplumada ), esta decorado con motivos serpentinos, alude a los números más importantes utilizados en el calendario Haab (calendario solar agrícola), el calendario Tzolkin (calendario sagrado) y la rueda calendario.  La alineación de la construcción de la pirámide permite que se puedan observar diversos fenómenos de luz y sombra, los cuales se producen en su propio cuerpo durante los equinoccios y solsticios cada año.

Lo que se destaca de esta construcción no son sus dimensiones sino sus simbolismos calendáricos y astronómicos, demostrando grandes conocimientos en matemáticas, geometría, acústica y astronomía, los mayas inicialmente fueron agrícola y observaron el comportamiento de las estaciones, las variaciones de las trayectorias del Sol y las estrellas logrando registrarlos en esta construcción.

El calendario agrícola solar cuenta con 18 meses de 20 días, abarca 360 días regulares, más cinco días adicionales.  El templo cuenta con cuatro escalinatas de 91 escalones sumando 364 y considerando la plataforma superior tenemos 365  unidades que representan los días del Haab.

Durante un año el sol parece colocarse en la línea del horizonte en un punto más austral durante el solsticio de invierno (diciembre), pasando por un punto intermedio durante el equinoccio de primavera (marzo) y llegando a un punto más septentrional durante el solsticio de verano (julio), para regresar nuevamente al punto intermedio durante el equinoccio de otoño (septiembre) y reiniciar el ciclo nuevamente.

Imagen: proyección de sombra que forma la serpiente, tomada de: wikipedia

Al atardecer de los equinoccios de primavera y otoño, se observa en la escalinata NNE de la pirámide de Kukulcán una proyección solar serpentina de siete triángulos isósceles invertidos formados por la sombra que proyectan las nueve plataformas de este edificio durante el ocaso. al avanza el tiempo parece descender del templo una serpiente.


Este juego de luces y sombreas se  puede observar durante cinco días en los equinoccios, la duración del efecto comienza 3 horas antes del ocaso, que poco a poco se va cerrando para formar los triángulos que solo pueden ver durante 10 minutos para luego desaparecer.

Fuentes consultada:


2 comentarios:

  1. Hola Orlando Hernández,
    Sólo una aclaración: Chichén Itzá no fue construido por los aztecas, sino por los mayas.
    Saludos

    ResponderEliminar
  2. Hola Orlando Hernández,
    Sólo una aclaración: Chichén Itzá no fue construido por los aztecas, sino por los mayas.
    Saludos

    ResponderEliminar